Con un categórico Lucho Díaz, Colombia logra el tercer puesto de la Copa América

0
324


Los dirigidos por Reinaldo Rueda se llevaron la victoria sobre el último minuto, consolidando a Luis Fernando Díaz como la gran y enorme figura del equipo en la presente competición.

El combinado colombiano arrancó con una nómina mixta; algunos repitieron su cupo en el once inicial, mientras que se buscaba dar continuidad a otros jugadores que fueron suplentes en el certamen. Perú arrancó prácticamente con los jugadores titulares de lujo, mostrando ambos las garras por quedarse con el tercer lugar.

El partido arrancó con disputa en la mitad de la cancha. Perú tuvo dos jugadas claras de gol sobre la primera etapa del tiempo inicial, pero aún sin trascendencia en cuanto a aproximaciones hasta el minuto 45, instante en que Yoshimar Yotún marcaría el primer tanto tras un pase bombeado a la izquierda desde propio campo para Christian Cueva, que engancha hacia adentro a través de una corrida diagonal y envía el balón para que Yotún defina dentro del área sin marca.

Después del descanso, Colombia intentó meterse en el partido y reaccionó rápido. Al minuto 49, Juan Guillermo Cuadrado logra el empate de tiro libre, ubicando la pelota por un hueco que dejó la barrera y dejando sin chances a Pedro Gallese de atrapar la pelota. Sin haberlo buscado mucho, se igualó el marcador.

Después de ello, empezó el show de Lucho Díaz. Al minuto 66, tras un saque y una asistencia fenomenal de Camilo Vargas, Luis Díaz controló la pelota, fue hacia adelante a toda velocidad y remató con fortaleza al entrar al área. De la mano del ‘showman’, Colombia remontaba el marcador.

Sin embargo, Perú no bajaba los brazos. Pese al envión anímico y el monopolio de llegadas para Colombia en el segundo tiempo, al minuto 82 Gianluca Lapadula logra el empate tras un tiro de esquina cobrado por Raziel García. Wilmar Barrios perdió la referencia del delantero ítalo-peruano, que remataba con potencia y celebraba a rabiar el empate.

Última jugada. Todo parecía que nos íbamos a los penales. Entraba Luis Fernando Muriel a la cancha para jugar los últimos 30 segundos, quien tocó su única pelota y se asoció con Díaz, que encontró el ángulo de tiro para rematar desde afuera y marcar un golazo. Con su pierna derecha y una potencia monstruosa, el guajiro ejecuta un golazo de lujo. Sin duda alguna, era la Copa de Lucho.

Será muy probable que esta haya sido la consagración del jugador del Porto con el seleccionado nacional, y que no nos extrañe que tal vez se vaya a un club poderoso en Europa. Para muchos, Luis Fernando Díaz, aquel chico que jugaba hace seis años en la Selección Colombia Indígena en representación del pueblo wayúu, está en la puerta de tocar el cielo y consolidarse como un crack de talla mundial.

Finalmente, Colombia se metió en el podio de la Copa América. El proyecto de Reinaldo Rueda inicia con pie derecho y deja grandes expectativas de cara al principal objetivo del combinado nacional, que es clasificarse al Mundial y hacer una excelente eliminatoria.

adesnce