El barrio Chicalá se convirtió en una batalla campal, aparentemente por protestas ante la judicialización de miembros de la primera línea

La localidad de Bosa se convirtió en escenario de disturbios y bloqueos que afectaron a la comunidad. Los protagonistas serían jóvenes que protestaban por la reciente judicialización de algunos miembros de la llamada primera línea.

Habitantes de la localidad se vieron afectados por el ruido de estallidos y el bloqueo de vías. “Los motociclistas que no les dan gasolina tenían que darles plata” afirmó Fabio Trujillo, habitante del sector.

Los manifestantes tomaban ladrillos y adoquines que usaban como proyectiles en medio de los enfrentamientos con el Esmad. Los encuentros dejaron varios vehículos afectados y daños en la vía pública.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí